Ricardo Rosselló

Tribuna Invitada

Por Ricardo Rosselló
💬 0

Cuatro iniciativas ambientales

S egún estadísticas de la Administración de Desperdicios Sólidos (ADS), en Puerto Rico se generan cuatro millones de toneladas de residuos anualmente. La mayoría de estos desperdicios terminan en los 28 vertederos que operan en la Isla, pero muchos de estos están llegando a su capacidad y/o no cumplen con los requisitos federales y estatales. También se estima que hasta un 60 por ciento de la basura que generamos puede convertirse en abono o reciclarse. Sin embargo, reciclamos solo un 15% de nuestros desperdicios.

Para atender esta disyuntiva, nuestro plan contempla cuatro iniciativas medulares: 1. Cumplimiento ambiental, 2. Reactivación de infraestructura existente y desarrollo de nueva infraestructura, 3. Desarrollo de mercados de reciclaje, y 4. Una campaña educativa a todos los niveles.

Estaremos desarrollando estrategias para que los municipios, el gobierno central, la empresa privada y las organizaciones sin fines de lucro promuevan una actividad económica fundamentada en el reciclaje, la reutilización de materiales y la reducción de desperdicios, aplicando tecnologías emergentes. Este campo está en rápida evolución y se estima que para 2023, en EE.UU., atraiga una inversión de sobre $42,000 millones. (fuente: Forbes)

Esto viene acompañado de un programa educativo sobre el manejo adecuado de los residuos sólidos, en alianza con los medios de comunicación, e integrado a las actividades curriculares del Departamento de Educación. Al crear mayor conciencia se fomenta, no solo el entendimiento, sino también la participación de la ciudadanía en el proceso.

Fortaleceremos el área de cumplimiento de la Junta de Calidad Ambiental, y estableceremos un equipo de trabajo con la US Environmental Protection Agency (EPA), a fin de evaluar aquellas instalaciones que no cumplan con los requerimientos ambientales locales y federales. Igualmente evaluaremos las condiciones de la infraestructura existente en desuso, incluyendo estaciones de trasbordo, instalaciones de recuperación de materiales reciclables e instalaciones para procesar material vegetal y convertirlo encomposta. Mediante alianzas público-privadas participativas (APP+P), revitalizaremos estas instalaciones, como también identificaremos las instalaciones que serán necesarias en el futuro, según el volumen de los materiales generados y su reúso, reciclaje o disposición final.

De otra parte, buscaremos incrementar los niveles de recuperación de los programas de reciclaje municipales y del sector privado. Asimismo, fomentaremos empresas que utilicen materiales reciclables para manufacturar productos terminados, tomando siempre en consideración la viabilidad económica (oferta y demanda) de estos productos. De esta manera, añadimos valor a los materiales reciclados creando interés entre inversionistas de esta industria que vean una oportunidad única para invertir en Puerto Rico.

Siguiendo el Planpropuesto, lograremos la meta de reciclar y desviar el 35% de los desperdicios sólidos en Puerto Rico para el año 2020.

💬Ver 0 comentarios